• Noticias Apyt

Caen precios de las hipotecas y se retrasan entregas de viviendas por la guerra

Las repercusiones del conflicto armado de Rusia en territorio ucraniano también tienen un tinte económico y van más allá de la propia zona en guerra. Según Patricia Cohen y Jack Ewing, especialista de economía global para The New York Times la sola “promesa del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, de aplicar sanciones punitivas como respuesta y la posible venganza de Rusia ya habían provocado una disminución de los rendimientos en el mercado de valores y un aumento de los precios de la gasolina”.

Los analistas han advertido que un ataque abierto por parte de las tropas rusas podría “impulsar los temores inflacionistas y asustar a los inversionistas, una combinación que amenaza la inversión y el crecimiento de las economías de todo el mundo”.

Y tal vez esto es lo que se esté percibiendo en el mercado inmobiliario. Y no sólo por la consecuencia obvia: la reducción en la compra por parte de rusos y ucranianos.

“La inflación afectará directamente a los costos de construcción, tanto de materias primas como de energía. Y eso encarecerá la vivienda nueva. Se trata de una situación que arrancó en 2021 con la crisis generada por la pandemia y que ahora se ve acentuada por el impacto de la guerra”, asegura Alejandro Dabdoub, asesor en inversiones inmobiliarias y ganador del premio a autor 2022 por su trabajo en The Authorities sobre la inversión en inmuebles multifamiliares.

“El conflicto bélico va a generar graves consecuencias en la obra nueva”, prevé el también autor de los libros Ganar. El arte de invertir en Estados Unidos y coautor de The Authorities, en el que el economista plasma su experiencia sobre las mejores opciones para invertir en el mercado inmobiliario de la nación norteamericana.

Pero el efecto de la guerra en el sector inmobiliario no será parejo, pues depende en gran parte de la etapa en la que está el proyecto del desarrollo. “En la vivienda que está comprometida el impacto será igual a cero. La que se inicia, quizás, entre 3 y 5 por ciento; y tal vez pueden subir entre 4 y 8 por ciento”, explica el especialista que, en este sentido, recomienda apostar por proyectos inmobiliarios que estén construidos o en la etapa final de la construcción.


Bajan tasas en viviendas usadas… por ahora

Expertos del sector inmobiliario coinciden en que los precios de la vivienda usada no tienen que verse afectados por la inflación generada por el conflicto bélico entre Rusia y Ucrania. “Se estima que los costos de este tipo de viviendas sigan siendo bajos e incluso la guerra puede hacer que la subida de los tipos se retrase. Sin embargo, a finales de año las tasas volverán a subir”, apunta Dabdoub.

Pero no todo es negativo. Hay factores que impulsarán el crecimiento del sector en 2022. “La digitalización avanza de manera notoria, especialmente a partir de la crisis de la Covid-19. Y el proceso incluye desde la simple utilización de portales digitales para anunciar los inmuebles o la posibilidad de hacer visitas virtuales, hasta la utilización de inteligencia artificial y big data o el pago con criptomonedas”, explica Dabdoub.

  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black
  • Google+ Basic Black
  • Black Pinterest Icon
  • website_icon_Negro
  • Black RSS Icon