top of page
  • Foto del escritorNoticias Apyt

Tasa de mortalidad materna aumentó más de un 60% en un año de pandemia

  • Entre 2009 y 2021, la suplementación de hierro y ácido fólico ha disminuido de 60 a 42 por ciento.

  • La NOM-007-SSA2-2016 que establece los criterios para la atención prenatal recién expiró, y hay planes para su modificación; es una oportunidad para proteger la salud materno-infantil.

Los encierros y efectos económicos asociados a la pandemia por Covid-19 provocaron una prevalencia de la inseguridad alimentaria y de un acceso reducido a los servicios de salud, incluida la atención prenatal, es por ello que la tasa de mortalidad materna aumentó más del 60% en un año.


“La buena nutrición es fundamental desde la concepción hasta los dos años y se necesitan acciones urgentes para prevenir los impactos a corto y largo plazo de la mala nutrición”, declaró el Doctor Enrique Ríos, director de la organización Vitamin Angels.


Los últimos datos revelan que la anemia entre las mujeres embarazadas a nivel nacional se duplicó del 2012 al 2018 del 18% al 35%, lo que representa ya un grave problema de salud pública por las implicaciones que conlleva en el aumento de la mortalidad materna y perinatal, el riesgo de partos prematuros (más del 7%) y el bajo peso al nacer (6.3%).



La NOM-007-SSA2-2016 y la NOM-043-SSA2-2012 son las que establecen los criterios técnicos para garantizar una atención de calidad antes y durante el parto. En éstas se menciona la suplementación con ácido fólico tres meses antes del embarazo y durante todo el periodo de gestación


Por lo menos desde 1990, en México la suplementación durante el embarazo se da casi exclusivamente con ácido fólico, no obstante, la suplementación de hierro y ácido fólico ha disminuido de 60 a 42 por ciento, entre 2009 y 2021, y debido a la expiración de las normas (se requieren actualizar cada 5 años), hay planes para modificar la normatividad.


La Preparación Prenatal Internacional de Micronutrimentos Múltiples de las Naciones Unidas (UNIMMAP por sus siglas en inglés) estableció en 1999 una cantidad diaria recomendada (incluido el hierro y el ácido fólico) de 15 micronutrimentos para abordar un amplio espectro de deficiencias de estos.


A razón de la necesaria actualización de la normatividad, existe una oportunidad para unificar los criterios de estos 2 elementos normativos actualizando la NOM-007-SSA2-2016 para incluir multivitamínicos prenatales (UNIMMAP), de igual manera en las Guías de Práctica Clínica, y en el Compendio Nacional de Insumos para la Salud (antes llamado Cuadro Básico de Medicamentos).


El Dr. Enrique Ríos Espinosa explicó que si tan solo el 30% de las mujeres embarazadas contaran con este tipo de suplementación se salvarían 2,827 vidas y 328,375 años recuperados de vida DALY (un DALY representa la pérdida de un año completo de buena salud) y un ahorro aproximado de mil millones de dólares durante diez años, es decir, un cambio de política de suplementación a micronutrientes múltiples tendría un relación costo-beneficio de 108:1.


En México el 60% de la población presenta algún grado de inseguridad alimentaria, misma que en su grado severo está aumentando de 23%, en 2018, a 36% en 2021 (según datos de la ENCOVID-Unicef), mientras que la consejería/educación nutricional a mujeres embarazadas y cuidadores de menores de 5 años ha disminuido de 32 a 6 por ciento, entre 2019 y 2020, planteando un panorama preocupante que requiere de una acción urgente.


Comments


Logos Radio Apyt 2023 transparente.png
  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black
  • Google+ Basic Black
  • Black Pinterest Icon
  • website_icon_Negro
  • Black RSS Icon

También te puede interesar:

Stilo sucursales 01.jpeg
bottom of page