• Noticias Apyt

Nuevos hábitos del placer sexual: La importancia de incluir lubricantes antisépticos

  • A nivel global, una gran cantidad de adolescentes ya son sexualmente activos antes de cumplir 20 años de edad, y la gran mayoría (alrededor del 60%) no utiliza ninguna protección contra el embarazo, ni contra el riesgo de adquirir una infección de transmisión sexual (ITS), como el VIH

La Asociación Mundial para la Salud Sexual (WAS por sus siglas en inglés), reconoce que el placer sexual es una parte fundamental de los derechos, la salud y el bienestar sexual. Afirma que el placer sexual es la satisfacción y el disfrute físico y/o psicológico derivado de experiencias eróticas compartidas o solitarias, incluyendo pensamientos, fantasías, sueños, emociones y sentimientos.



En conferencia de prensa la sexóloga Fortuna Dichi y el Dr. Felipe Herrera, experto de AQA7, enfatizaron al equipo de Noticias Apyt sobre la importancia de contar con una educación sexual, abierta y clara a temprana edad. "Los lubricantes no sustituyen los métodos existentes de anticoncepción, pero pueden ayudar en la prevención de infecciones ITS y mejorar la relación de pareja durante el acto sexual haciéndola más estimulante" indicó la sexóloga Dichi.


En el mercado mexicano existen muchas alternativas de lubricantes sexuales sin embargo "somos la única opción basada en soluciones electrolizadas de superoxidación (SES) con pH neutro, además de contar con las patentes y permisos sanitarios nacionales para su comercialización, con lo que buscamos ser la opción en el segmento, a favor del placer sexual y salud de nuestros usuarios" aseveró el Dr. Herrera a Noticias Apyt.

Lo que comúnmente se conoce como “sexo seguro” implica varios aspectos como la educación (información veraz y oportuna de fuentes confiables), consultas médicas periódicas, uso de anticonceptivos para evitar embarazos no deseados y diversos métodos para evitar contraer infecciones de transmisión sexual (ITS), entre otras recomendaciones que pueden ir de lo general a lo particular.


Profundizando en el área de prevención de enfermedades, el Dr. Felipe Herrera, recomienda como una buena alternativa usar un lubricante íntimo con efecto antiséptico a base de SES como AQA7 (hecho en México con tecnología patentada), ya que, además de incrementar la comodidad, y con ello el placer, también puede ser efectivo contra virus, bacterias y hongos que podrían poner en riesgo tu salud y la de tu pareja.


“Para ayudar a mantener los órganos sexuales sanos es recomendable sumar un gel antiséptico en tus hábitos sexuales porque no sólo cubre la función que cualquier otro lubricante haría, sino que también fomenta la higiene, un factor fundamental en el encuentro sexual”, explica la sexóloga Fortuna Dichi.


Usar un lubricante no necesariamente significa que haya una complicación en tu salud o en la de tu pareja, ya que muchos factores pueden cambiar el humedecimiento natural del cuerpo, específicamente de los genitales, durante la relación sexual. “Incluso, mucha gente recurre a lubricantes para innovar en la práctica íntima, en actividades no penetrativas de índole lúdico y con la finalidad de generar experiencias más placenteras”, agrega Fortuna Dichi.


Ante lo previamente descrito, resulta muy útil y efectivo tener siempre a la mano un lubricante antiséptico como AQA7, indica el Dr. Felipe Herrera, porque:

● Es a base de agua, noble con la piel y con los materiales de complementos sexuales como el condón.

● Su fórmula no es pegajosa.

● No tiene olor, no mancha y no irrita.

● No se absorbe en la piel.

La fricción que ocurre cuando se frotan los genitales durante el encuentro sexual puede irritar tu piel e incluso provocar pequeñas lesiones en áreas sensibles, como la genital, lo que aumenta la posibilidad de contraer ETS. Además, por la fricción, los condones pueden romperse con más facilidad. El lubricante hace que todo deslice mejor y que haya menos fricción, propiciando que la experiencia sea más segura y cómoda.


Si tienes sexo anal, usar lubricante resulta especialmente importante. A diferencia de la vagina, el ano no se lubrica solo. Sin lubricante, el sexo anal puede llegar a ser doloroso. El sexo anal seco causa irritación y desgarres, lo que aumenta la posibilidad de contraer infecciones de transmisión sexual, como, por ejemplo, el VIH.


“Cuando una persona se cuida de manera individual, en consecuencia, está protegiendo a los demás de contraer una infección. La sexualidad es un aspecto esencial y natural de los seres humanos, pero lo más importante es ejercerla de manera responsable”, finaliza Fortuna Dichi.



Con información de Adrián Sotelo | Noticias Apyt

  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black
  • Google+ Basic Black
  • Black Pinterest Icon
  • website_icon_Negro
  • Black RSS Icon

También te puede interesar:

Otras noticias...