• Notimex

Diagnóstico oportuno para atender infertilidad masculina experto


Raúl Machain Vázquez, médico experto en ginecología y obstetricia, afirmó que los factores de la infertilidad generalmente involucran a los dos miembros, aunque parece que impacta psicológicamente mucho más en el hombre.

El experto en Biología de la Reproducción Humana del Instituto INGENES expuso que en el organismo cuentan con especialistas en andrología que son capaces de llevar a cabo diagnósticos precisos para los cuales existen tratamientos desde los más sencillos hasta los más avanzados.

Estos incluyen la Fertilización In Vitro con la técnica de Inyección Intracitoplasmática del Espermatozooide (ICSI), para tratar problemas severos de infertilidad por factor masculino.

En un comunicado, el experto destacó que en el campo de la biología de la reproducción se contempla a la andrología como la parte de la medicina encargada del estudio, exploración e investigación de cualquier aspecto relacionado con la función sexual y reproducción masculina.

En la década de 1970, abundó, se organizó un núcleo de prestigiosas figuras internacionales aglutinadas por Josep M.a Pomerol, facultativo de la Fundación Puigvert de Barcelona, y de ahí surgió la organización del primer Congreso Internacional de Andrología, celebrado en esa ciudad española en 1971.

Machain Vázquez puntualizó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) define que la andrología trata la salud reproductiva masculina y en los estatutos de la Academia Europea de Andrología (1992) como la rama de la ciencia y de la medicina que trata de la función reproductiva del hombre en condiciones fisiológicas y patológicas.

Como disciplina no tiene mucho tiempo y en muy pocos países como Estonia, Polonia y Alemania es reconocida, en esta última fue aprobada en el 2003. En otros países, como Italia, forma parte de la especialidad de endocrinología.

En México, por ejemplo, Instituto Ingenes cuenta con una unidad de andrología constituida por un equipo de especialistas que trabajan conforme a los más altos estándares internacionales de calidad para ofrecer una amplia gama de servicios.

Estos incluyen análisis de semen, pruebas de fragmentación de ADN, aspiración de epidídimo, biopsias testiculares, entre otros.

Asimismo, esta unidad cuenta con tecnología de vanguardia y trabaja en estrecha coordinación con el resto de las áreas los siete días de la semana para asegurarse de que los pacientes reciban cuidado y atención continuos, expresó.

La andrología se encarga de temas como la terapia de reemplazo hormonal en el caso del hipogonadismo masculino, pubertad retrasada, disfunción eréctil, anticoncepción y senectud masculina, por esta razón en adición al ginecólogo, la andrología es indispensable en la parte de la medicina reproductiva, indicó.

El experto mencionó que en cuestiones de fertilidad, uno de los estudios básicos para evaluar la función reproductiva del varón es el seminograma, y se considera que existen alteraciones en la calidad del semen cuando los parámetros evaluados (movilidad, morfología y concentración) son inferiores a los valores de referencia de la Organización Mundial de la Salud.

En función de la alteración de los espermatozoides se observan diferentes categorías: azoospermia, que se define como la ausencia de espermatozoides en el eyaculado y afecta aproximadamente al dos por ciento de los varones con infertilidad y puede ser de dos tipos.

  • La oligozoospermia se presenta cuando la concentración de los espermatozoides es inferior de 15 millones por mililitro o cuando el número total de espermatozoides es inferior a 39 millones totales.

  • La astenozoospermia se define como la disminución del número de espermatozoides móviles, cuando la movilidad total es menor del 40 por ciento de los espermatozoides eyaculados o bien cuando la movilidad progresiva es menor del 32 por ciento. De hecho, es la alteración seminal más frecuente.

La teratozoospermia se presenta cuando la proporción de espermatozoides morfológicamente normales es inferior al cuatro por ciento, es decir, los espermatozoides no cumplen con los parámetros aceptados por la OMS en cuanto a su estructura y forma.

Los resultados de esta prueba pueden variar ligera o sustancialmente en función de varios factores como por ejemplo el estrés, la toma de medicación específica, la alimentación, el tiempo de abstinencia sexual, hábitos tóxicos, factores ambientales, entre otros.

Por ello, se recomienda seguir las siguientes indicaciones para mejorar, en la medida de lo posible, la calidad seminal: evitar hábitos tóxicos como el tabaco, el alcohol o las drogas; realizar ejercicio físico regular pero evitar las actividades de gran intensidad.

Así como evitar la exposición a ciertas sustancias químicas o radioactivas y el sobrecalentamiento de la zona testicular, así como llevar una alimentación sana y equilibrada, rica en antioxidantes y vitaminas, y reducir el estrés.

El especialista recordó que en Ingenes nueve de cada 10 parejas logran su mayor sueño: tener a su bebé en casa.


  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black
  • Google+ Basic Black
  • Black Pinterest Icon
  • website_icon_Negro
  • Black RSS Icon